Los salarios pierden contra la inflación: subieron 4,8 por ciento en junio frente a un IPC de 5,1

En el acumulado del primer semestre el índice de salarios cerró con un alza del 34,3 por ciento en promedio, contra una inflación de 36,2 por ciento.

El Índice de Salarios subió en junio 4,8 por ciento, por debajo del alza del 5,1 por ciento que registró la inflación ese mes, según informó este miércoles el Indec. Para los trabajadores registrados del sector privado la mejora fue de 5,1 por ciento, mientras que los empleados públicos y los informales obtuvieron un incremento de apenas 4,6 por ciento en promedio.

En el acumulado del primer semestre los salarios también perdieron. El índice cerró con un alza del 34,3 por ciento en promedio, contra una inflación del 36,2 por ciento. Esta suba del índice fue producto de una suba del 36 por ciento en los sueldos de los trabajadores privados, del 35,5 por ciento en los de los empleados públicos, y de 27,9 por ciento en los trabajadores no registrados, informó el organismo.

La mejora de los salarios contra la inflación recién se observa cuando se analiza el acumulado de los últimos 12 meses. Los salarios mostraron una suba de 67,7 por ciento en un año contra un Índice de Precios al Consumidor que trepó 64 por ciento. En este caso, la mejora de los sueldos estuvo impulsada por un incremento del 68,3 por ciento en los ingresos de los trabajadores privados, del 72,6 por ciento en los empleados públicos, y del 58 por ciento en los ingresos de los «trabajadores en negro».

El hecho de la que la situación empeore cuando se toman períodos más cercanos en el tiempo muestra que la aceleración de la inflación está revirtiendo la leve mejora que habían logrado los salarios el año pasado.

En respuesta a esta situación, el ministro de Economía Sergio Massa aseguró el miércoles de la semana pasada, en su primera conferencia de prensa, que va a convocar para este jueves a entidades empresarias y de trabajadores a los efectos de asegurar un mecanismo que permita recuperar ingresos en trabajadores del sector privado, que incluye la mejora de las asignaciones familiares.

Justo cuando el Indec de a conocer el Índice de Precios al Consumidor IPC de julio, que podría ser el más alto del año, Massa buscará sellar un pacto para frenar precios y salarios por 60 días.

Fue el propio presidente Alberto Fernández quien anunció la iniciativa el martes en un acto en Lomas de Zamora: «Ayer hablábamos con Sergio y los dos estábamos de acuerdo en una idea: en el transcurso de esta semana vamos a convocar a empresarios y sindicalistas de la Argentina a una mesa para marcar una hoja de ruta para alinear precios y salarios por 60 días para que los argentinos dejen de padecer la inestabilidad que hoy viven en materia de precios», dijo el mandatario.

En principio, la idea oficial es convocar a las grandes cadenas de supermercados nucleadas en la Asociación de Supermercados Unidos (ASU), y a las industrias nucleadas en la Unión Industrial (UIA) y la Coordinadora de Productores de Alimentos (Copal). Y por el lado de los gremios, a los principales dirigentes de las actividades vinculadas directa o indirectamente a la canasta básica. No se descarta que en esa mesa haya, además, referentes del Grupo de los Seis (Bancos, agro, Bolsa, Cámara de Comercio, Construcción y la UIA), con el objetivo de lograr un consenso más amplio y el efecto que pocas veces han tenido acuerdos de este tipo.

Fuente
Pagina12

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.