Economistas abundan en las listas: quienes son, uno por uno

El debate sobre como salir de la crisis tendrá su epicentro en el nuevo Congreso. En estos comicios, los principales partidos y frentes de la Provincia y la Ciudad de Buenos Aires traen como novedad la presencia de varios candidatos economistas o de figuras ligadas a esa área en los lugares prominentes de las listas. Uno por uno, los perfiles de las nuevas estrellas de la campaña

Martín Tetaz, Ricardo López Murphy, Matías Tombolini, Javier Milei, José Luis Espert y Martín Hourest son algunos de los nombres que resaltan al considerar esta cuestión, a los que se suman banqueros como Carlos Heller y empresarias como Carolina Castro.

Espert y Milei, los economistas del espacio libertario

José Luis Espert vuelve a ser candidato tras las presidenciales de 2019

José Luis Espert y Javier Milei resaltan en esta elección por un motivo más: no solo se posicionan como economistas sino que además encabezan su propio proyecto político.

Ligados desde siempre al espacio de la derecha libertaria, su relación política y personal fue oscilante y hoy van por espacios y distritos diferentes: Espert compite en Provincia por Avanza Libertad y Milei en la Ciudad por La Libertad Avanza0.

Pese a las especulaciones sobre un nuevo distanciamiento, Espert jura que la relación entre ellos es “excelente” y que los nombres parecidos pero diferentes de sus partidos se deben a que “son liberales”.

De cualquier forma, su perfil y trayectoria los une. En primer lugar porque, como líderes de su propio partido, debieron exponerse a hablar de todos los temas. Aunque los verborrágicos candidatos lo hacen con gusto, no siempre salen indemnes: Milei dijo la semana pasada que el calentamiento global “es otra de las mentiras del socialismo”. Las críticas llovieron.

Además, ambos se posicionan en contra de “la casta política” tradicional, en la que engloban tanto al Frente de Todos como a Juntos por el Cambio. Y se embanderan en el respeto absoluto a las libertades individuales, con las restricciones del Gobierno por la pandemia como principal némesis.

Espert, de 59 años, nació en Pergamino y realizó sus estudios de grado en Economía por la UBA, donde luego fue profesor de Econometría. Además es Doctor y Master en Economía de la Universidad del CEMA (UCEMA), y realizó un posgrado en Estadística de la Universidad Nacional de Tucumán (UNT). Trabajó como consultor subordinado a Miguel Ángel Broda y Ricardo Arriazu y desde el 2000 dirige su propia consultora. Hizo su debut político como candidato a presidente en 2019, cuando quedó último en las elecciones generales con el 1,4% de los votos.

Javier Milei hace su debut como candidato

Milei tiene 50 años y se recibió de licenciado en Economía en la Universidad de Belgrano y luego realizó posgrados en el área en IDES y en la Universidad Torcuato Di Tella. También trabajó como consultor con Broda y fue asesor de gobierno argentino en el CIADI. Fue profesor de Microeconomía, Macroeconomía, Teoría Monetaria, Teoría Financiera, Crecimiento Económico y Economía Matemática. Escribió más de 50 artículos acedémicos y seis libros y realiza su debut como candidato en estas elecciones.

Pese a sus desvanencias personales, resulta difícil imaginarlos en bloques separados en el Congreso si ambos consiguen su objetivo electoral.

Milei, además, lleva a otro economista conocido en su espacio: el youtuber financiero Ramiro Marra, que luego de haberse postulado a senador por el lavagnismo en 2019 ahora va como primer candidato a legislador porteño de La Libertad Avanza.

El regreso de López Murphy

Ricardo López Murphy vuelve a ser candidato después de diez años

Un caso aparte es el de Ricardo López Murphy, quien compite dentro de Juntos por el Cambio en CABA pero encabezando su propio espacio: Republicanos Unidos, con el que busca explotar su perfil ultraliberal.

A pesar de cultivar esta ideología, López Murphy vendría a ser parte de la “casta política” que Espert y Milei repudian. Fue ministro de Defensa y efímero ministro de Economía con Fernando De la Rúa. Luego fue uno de los propulsores de la carrera política de Mauricio Macri: en 2005 decidió unir su propio partido, Recrear, al Compromiso Para el Cambio del entonces presidente de Boca y le dio una fuerza decisiva para que pudiera ser electo diputado, su primer cargo público.

La suerte electoral de López Murphy ha sido bastante diferente a la del ex jefe de Estado, ya que nunca consiguió ser electo a ningún cargo público en las cuatro elecciones en las que compitió. En 2003 obtuvo un nada despreciable 16% en las elecciones presidenciales post implosión de 2001. De allí, su performance fue en caída hasta sacar un ínfimo 1,4% en los comicios a jefe de Gobierno de 2011. Fue su última postulación hasta ahora.

En la interna de Juntos por el Cambio se posiciona como opositor al ala de Horacio Rodríguez Larreta: dice que “nunca chatearía con el Gobierno”, pide juicio político a Alberto Fernández por la foto en Olivos, critica a la parte de la coalición que acompañó proyectos como la ley de alquileres y la de góndolas, y advierte que “está en juego la república”, frente a un oficialismo con “rasgos totalitarios”.

Su lista servirá para contener a los macristas descontentos con la preeminencia del jefe de Gobierno en el armado de las listas y la renuncia de Patricia Bullrich a ser candidata. Quizás, aunque menos probable, le quite algún que otro voto a Milei.

Las encuestas ciertamente lo favorecen más que hace diez años y algunas le otorgan hasta un 11% en intención de voto.

El debut de Martín Tetaz

Martín Tetaz saltó de la presencia mediática a ser la cara de la UCR en CABA

El otro destacado economista candidato de Juntos por el Cambio, Martín Tetaz, tuvo una trayectoria bastante diferente. Se trata de una de las caras mediáticas, junto con Facundo Manes, a través de las que la UCR busca ganar espacio publicitario y político para no tener que resignarse a acompañar al candidato a presidente del PRO en 2023.

A pesar de venir de profesiones diferentes, los perfiles de Manes y Tetaz coinciden: presencia en los medios, pasado radical inorgánico y debut político absoluto. El economista nunca ocultó que es afiliado a la UCR desde que tiene 18 años y militaba en Franja Morada en la UNLP.

Con el neurólogo precandidato tiene otra curiosa similitud. Tetaz se especializó en Economía del Comportamiento, “la rama de la disciplina que utiliza los descubrimientos de la Psicología Cognitiva para estudiar las conductas como consumidores e inversores”, según describe en su biografía.

En los últimos años se destacó como columnista de Jorge Lanata en Radio Mitre y de Luis Majul en LN+. Además escribió cinco libros, el último de ellos titulado “Nada será igual”, en el que analiza el impacto de la tecnología en el futuro de la economía. El mundo que viene “será súper abundante, pero súper desigual”, admite.

Tetaz siempre mostró una posición liberal dura contra el Gobierno y eso no cambió en campaña. En las últimas semanas, pidió por una reforma laboral y criticó a Macri porque su gestión “fue demasiado gradualista”. En el plano político, en línea con el apoyo que obtiene de Martín Lousteau, se muestra sin embargo más moderado y ya declaró su oposición al juicio político al Presidente. “No conviene porque Cristina sería presidenta”, lanzó como excusa.

Como segundo en la lista de María Eugenia Vidal, ya tiene su lugar asegurado en el Congreso a partir de diciembre.

Tombolini y Heller, los perfiles económicos del oficialismo

Carlos Heller busca renovar su banca como diputado

La lista porteña del Frente de Todos lleva a dos candidatos ligados al mundo económico en los primeros cinco lugares. En el tercer puesto va el banquero Carlos Heller, que seguramente logrará renovar su banca en la Cámara baja por un cuarto período.

Sucede que, luego de quedar afuera por pocos votos en las elecciones de 2017, el presidente del Banco Credicoop reasumió como diputado en diciembre de 2019 cuando Juan Cabandié pasó a ocupar el Ministerio de Ambiente, por lo que su mandato termina en diciembre.

Heller fue una pieza clave del armado kirchnerista en el Congreso durante la gestión del FDT. Su excelente relación con Máximo Kirchner quedó demostrada en su coautoría del proyecto del impuesto a las grandes fortunas. Además, como presidente de la Comisión de Presupuesto y Hacienda, llevó la agenda económica del Parlamento y su repentina ausencia le costaría cara al bloque oficialista.

Matías Tombolini es vicepresidente del Banco Nación y busca su primer cargo electo

El camino de Matías Tombolini es diferente. Vinculado a la presencia mediática como columnista en la prensa gráfica y la radio, desde 2019 es vicepresidente del Banco Nación, pero nunca logró obtener un cargo producto de su larga trayectoria electoral en la Ciudad.

Tombolini siempre hizo gala de su pertenencia al centro del espectro político. Candidato a legislador porteño por el Partido Socialista en 2005 y 2009, en 2017 encabezó la boleta de Massa en CABA y dos años después se postuló a jefe de Gobierno por el lavagnismo.

Pero los tiempos cambiaron y el actual escenario bicoalicional no dejó mucho espacio para terceras fuerzas. “Fue la sociedad la que dijo que la ancha avenida del medio era una vereda chiquita”, reconoció hace poco. Entonces, no dudó y volvió al massismo, que había dejado cuando en junio de 2019 el ahora presidente de la Cámara de Diputados selló la conformación del Frente de Todos.

Aun así, no de priva de exhibir un perfil de economista moderno, con algunas discrepancias respecto a otros sectores del oficialismo. Al contrario que el Banco Central, se manifestó claramente a favor de las criptomonedas y cree que, más allá de las regulaciones, el Estado debe apoyar el desarrollo de las fintech.

Como quinto en la lista que encabeza Leandro Santoro, dependerá de que el peronismo haga una buena elección en el distrito para romper su mala racha como candidato.

Carolina Castro, la empresaria que lleva Randazzo

Carolina Castro es la primera dirigente mujer de la UIA y va segunda en la lista de Florencio Randazzo

Economistas mujeres hay muchas, aunque ese no es el caso en los lugares prominentes de las listas para las PASO. Sin embargo, sí hay empresarias.

Carolina Castro saltó a las primeras planas en 2019 por ser la primera mujer de la historia en llegar a la mesa chica de la Unión Industrial Argentina. De 42 años, es directora de una autopartista familiar, Industrias Guidi, que provee piezas a varias automotrices en el país.

La actual prosecretaria de la UIA estuvo a cargo de la Secretaría Pyme durante el gobierno de Macri, pero dejó el puesto a mediados de 2017 desencantada con la política de Cambiemos para el área productiva.

Desde ese lugar fue la elegida de Florencio Randazzo para ir como su segunda candidata a diputada bonaerense y exacerbar su distancia de la conducción peronista actual. Desde Vamos con Vos, Castro y el ex ministro de Transporte de Cristina Kirchner buscan poner en agenda la reforma laboral y también la cuestión de las energías renovables.

Al igual que Tombolini, dependerá de que su partido dé la sorpresa para poder ingresar a la Cámara de Diputados en diciembre.

Martín Hourest, candidato de la centroizquierda en la Ciudad

Martín Hourest fue legislador porteño entre 2007 y 2011 y ahora va por una banca de diputado nacional (foto gentileza de Notas al Pie)

Ex legislador porteño, Martín Hourest regresa al ruedo por el frente Alternativa Ciudadana, con representantes de movimientos ambientalistas, feministas y juventudes.

Años atrás supo integrar la misma fuerza que Margarita Stolbizer, pero la política los llevó por caminos separados y hoy la líder del GEN se ubicó bajo la candidatura de Manes, dentro de Juntos por el Cambio.

Hourest, al contrario, se mantuvo dentro del espectro de la centroizquierda y en estas elecciones recibe el apoyo de Libres del SurDaniela Gasparini, referente de este partido en la Ciudad, va como su primera candidata a legisladora porteña y le da a la fuerza una impronta feminista gracias a su participación en Mumalá (Mujeres de la Matria Latinoamericana).

Hourest señaló que el sector está representando a militantes de variadas ideologías pero “con un sentir en común, que no se sienten representados y repudian las desigualdades sociales y la polarización “macrismo y kirchnerismo”. “Estas élites produjeron una década perdida. Hay un pacto de impunidad (judicial y electoral) de ambos”, remarcó.

Fuente. Javier Slucki para BAENegocios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *