Conmoción en Japón: asesinaron a balazos al ex primer ministro Shinzo Abe

El ataque ocurrió mientras brindaba un discurso de campaña para las elecciones legislativas que se realizarán el domingo 10 de julio. La Policía detuvo al autor del hecho.

El ex primer ministro de Japón, Shinzo Abe, fue asesinado a balazos este viernes durante un discurso en la ciudad occidental de Nara cuando hacía campaña para la elección del domingo de la cámara alta.

Abe, de 67 años de edad, cayó al piso y se pudo ver que sangraba luego de recibir los disparos por la espalda a las 11:30 hora local (2:30 GMT) cuando hablaba frente a la Estación Yamato-Saidaiji del Tren Kintetsu, informaron bomberos y la policía local.

Se escucharon dos disparos en el lugar y se pudo observar sangre en la camisa de Abe y, de acuerdo con la agencia de gestión de desastres, Abe, el líder que ha ejercido el cargo por más tiempo en el país, resultó herido y empezó a sangrar por el lado derecho del cuello, además de sufrir una hemorragia interna confirmada en la parte izquierda del pecho.

FXHZo48WQAYDacL_copy.jpgEl momento de la detención del tirador.

Un miembro del personal de campaña trató de reanimar al ex líder aplicando masaje cardiaco cuando colapsó. Abe permaneció inconsciente en el piso, con los ojos cerrados, sangrando de sus heridas, de acuerdo con testimonios locales.

El ex líder fue trasladado a un hospital cercano sin que mostrara signos vitales, de acuerdo con la policía y los servicios de emergencia locales.

El ex primer ministro fue declarado muerto a las 17:03 hora local (08:30 GMT), informó el Hospital de la Universidad de Medicina Nara en la ciudad de Kashihara, que recibió a Abe, en una conferencia de prensa esta tarde.

Abe resultó herido en el corazón y en dos lugares en el cuello por los disparos, indicó el hospital, y agregó que la herida fue lo suficientemente profunda como para llegar a su corazón.

Se cree que la causa de muerte fue la pérdida de sangre, de acuerdo con el hospital.

El ex primer ministro estaba consciente cuando fue admitido pero perdió la conciencia por la tarde, indicó el hospital.

El agresor fue arrestado y confesó el crimen

La policía arrestó en el lugar al presunto agresor identificado como Tetsuya Yamagami, un residente de la ciudad occidental de 41 años de edad, quien trabajó en la Fuerza de Autodefensa Marítima de Japón por tres años hasta alrededor de 2005, informó la radiodifusora pública de Japón NHK, que citó a fuentes de defensa.

Fue aprehendido en el lugar y la policía local recuperó lo que parecía ser una pistola artesanal cerca de donde Abe fue atacado, indicaron reportes del Gobierno.

De acuerdo con los reportes, el sospechoso dijo a la policía que tenía la intención de matar a Abe porque estaba «insatisfecho» con el ex primer ministro.

Sin embargo, «no se trata de un resentimiento contra las convicciones políticas del ex primer ministro Abe», indicó, citado por la policía de la prefectura local.

Un objeto similar a un explosivo fue hallado después de que la policía registró la casa de Yamagami por la tarde.

Condena unánime

Después de cancelar la campaña en la prefectura de Yamagata y regresar a su oficina en Tokio en helicóptero, el primer ministro japonés, Fumio Kishida, condenó el ataque contra el ex líder «en los términos más enérgicos posibles», y dijo que nunca se debe tolerar un acto tan bárbaro. Aún se desconoce completamente el motivo del agresor, añadió.

El secretario en jefe del gabinete, Hirokazu Matsuno, dijo que se convocó a Kishida y a los demás miembros del gabinete a una reunión en Tokio para discutir la respuesta a la agresión.

La muerte de Abe, quien nació en 1954 y se graduó de la Universidad de Seikei en 1977, conmocionó a Japón, donde los crímenes con armas de fuego son raros, y el incidente provocó una gran cantidad de apoyo político para el ex líder cuya carrera comenzó en 1982 cuando Abe se desempeñó como asistente del ministro de Asuntos Exteriores.

Políticos, líderes empresariales y electores en Japón expresaron conmoción e ira por el ataque contra el ex líder.

«Es un acto de terrorismo político absolutamente imperdonable», afirmó Sanae Takaichi, jefa del Consejo de Investigación de Políticas del Partido Liberal Democrático (PLD), antes de que Abe fuera declarado muerto.

«Callar la libertad de expresión mediante la violencia no debe suceder», dijo Natsuo Yamaguchi, líder del Komeito, socio menor de la coalición del PLD, durante un discurso en Toyohashi, prefectura de Aichi, en el centro de Japón.

El ataque a tiros tuvo lugar dos días antes de la elección trienal de la Cámara de Consejeros de Japón prevista para el domingo, lo que generó dudas sobre la campaña y la seguridad electoral.

Kishida indicó en una conferencia de prensa por la noche que la campaña continuará y prometió celebrar una elección nacional «libre y justa» el domingo.

Abe se desempeñó como primer ministro de 2006 a 2007 y nuevamente de 2012 a 2020, pero renunció a su cargo debido a una enfermedad intestinal crónica, convirtiéndose en el primer ministro de la nación que ocupó el cargo el mayor número de días consecutivos.

Fuente
Noticias Argentinas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.