Festeja industria automotriz: Argentina evitará el libre comercio con México en 2022 y siguen los cupos

Fuentes gubernamentales aseguraron que la administración de Andrés Manuel López Obrador acepta continuar con el sistema de cuotas y no exigirá el libre comercio desde marzo del 2022. Respiran las terminales por la fuerte competencia azteca

Mientras terminales automotrices y empresas autopartistas lo asumieron hoy con profunda satisfacción, fuentes de la Casa Rosada revelaron que uno de los principales objetivos tanto de la Cancillería como de la industria fue cumplido. “No habrá libre comercio automotriz el año que viene”, fue la sentencia de un funcionario al tanto de la situación.

En este sentido, las fuentes plantearon que lo más sano para la relación comercial y la industria automotriz nacional es “la continuidad del sistema de cupos” que se vienen prorrogando desde el 2015. Sin embargo, a cambio de postergar el libre comercio una vez más, México pediría una ampliación de las cuotas.

El sexto protocolo adicional del Acuerdo de Complementación Económica 55 (ACE 55), sellado en 2019, establece que entre ambos países podrán venderse vehículos con libre arancel (cupos) por un valor de USD701 millones durante 2019; USD737 millones en 2020, y USD 774 millones en 2021. Esto se suponía que representaría un incremento con respecto a cupos anteriores del 10% en 2019 y del 5% adicional en 2020 y 2021, aunque las importaciones estuvieron por debajo, entre otras causas por la pandemia.

Satisfacción empresaria

“Ellos (por las terminales mexicanas) querían adelantar el libre comercio y el Gobierno argentino habló de respetar los términos del acuerdo; lo mejor es dejar como está sin acelerar nada”, expresaron desde las automotrices con sede en la Argentina.

Fuentes autopartistas señalaron: “Para poder avanzar en la liberalización del comercio automotor y autopartista con México, nuestro país debe avanzar en una agenda firme de mejora de competitividad. Imposible competir en igualdad de condiciones con un país como. Mientras tanto, debemos competir con cascada de Ingresos Brutos, retenciones a las exportaciones y reintegros que no compensan la totalidad de impuestos de la cadena productiva”.

En 2019, el entendimiento alcanzado por los negociadores de ambos países (en el final del gobierno del ex presidente Mauricio Macri) fue que el libre comercio de autos iría –si se concretaba- acompañado de un mejoramiento de las condiciones de acceso al mercado mexicano de los productos alimenticios, que se alcanzaría en el marco de las negociaciones en curso de ampliación y profundización del ACE 6.

En enero de 2020, como el resultado más relevante de la gira por México, el canciller Felipe Solá acordó negociar la ampliación y profundización del Acuerdo de Complementación Económica 6 (ACE 6), mediante el cual se debían otorgar preferencias arancelarias para un universo amplio de productos, principalmente alimentos.

El plan de renegociación del ACE 6 se materializó luego de una cumbre que mantuvieron Solá y su par de México, el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubon, como nuevo impulso a diversos temas de la agenda político-económica bilateral, y esto se continuó este año. Durante el encuentro, ambos coincidieron en la necesidad de relanzar el vínculo bilateral -que consideraron estratégico- a partir de la gestión de gobierno en la Argentina, así como en profundizar las coincidencias en temas regionales y globales.

En el ámbito regional, se buscará acercar posiciones entre la Alianza del Pacífico y Mercosur, además de colaborar en la revitalización de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC).

Fuente: Francisco Martirena para BAENegocios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *