Garbarino cerró todos los locales y no se descarta la convocatoria de acreedores

Con 70 años de historia, Garbarino vive su peor momento, en un año pasó de 4325 empleados a 3.800, de 200 locales a 139. Después de rechazar la oferta de Facundo Prado de Supercanal Arlink, el empresario Carlos Rosales busca un nuevo comprador para el grupo que tiene seis áreas: la principal cadena de retail del país, Garbarino, Compumundo, Digital Fueguina, Tecnosur, Garbarino Viaje y la financiera Fiden . El pibe que empezó repartiendo pizzas, hoy es un empresario que comparte su tiempo como Tesorero de San Lorenzo, responsable del grupo asegurador PROF, la droguería Femedical, dueño del restaurante El Buey en Recoleta y del lodge 5 estrellas “Don Enrique”, ubicado camino a los Saltos del Moconá. Sin olvidar que a principios de año compró Radio Continental AM 590 y sus dos FM, con las frecuencias 105.5,104.3 y Los 40 Principales. Además, sueña con llegar a presidente de San Lorenzo, pese a todo.

Mientras Carlos Rosales se pasea feliz con su flamante Porsche Cayenne 2021 color beige y lo estaciona en su oficina de Juncal al 1200, los empleados la pasan cada vez peor. Lucía trabaja en Garbarino Viajes hace 5 años. La empresa hace más de un año que no le hace los aportes y le cortó la prepaga. Tuvo un embarazo de riesgo, su bebé nació prematuro a las 29 semanas y estuvo 50 días en neonatología, no le quedó otra que afrontar todos los gastos. “Es muy triste la situación, es una empresa que queremos mucho y que siempre nos dio muchos beneficios. Estamos todos desvastados”, confesó Lucía. Soledad trabaja en el local de LaTablada, está embaraza y es de riesgo, le cortaron la cobertura y sus compañeros están tratando de juntar algo de dinero para ayudarla.

Digital Fueguina
Protesta de operarios de Digital Fueguina

En Río Grande,  244 trabajadores están tomando la planta de Tecnosur y Digital Fueguina desde el 6 de mayo. Son un total de 300 empleados entre los fuera de convenio y gerentes. Con siete grados bajo cero duermen en la planta resguardando su fuente de trabajo. Les deben tres meses de sueldo, aguinaldo, aportes, todo.  Newsan ofreció darles trabajo a fason por tres meses, pero Garbarino no responde cuando les pagará los sueldos adeudados.

Daniel Saldivia es delegado de Digital Fueguina, trabaja hace 12 años, tiene dos chicos y no cobra sueldo desde abril. Allí se fabricaban celulares, notebook, netbooks, aires acondicionados, microondas, televisores y hasta cámaras de fotos. “Estamos por el piso, hace 62 días que tenemos la planta tomada resguardando los puestos. Para poder darle de comer a nuestras familias hacemos churros, raspaditas (chipá sureños) y bolas de fraile para venderle a los vecinos. Les pedimos a las empresas del parque industrial y a los comerciantes que nos donen algo para poder comprar comida y nos dieron desde televisores, órdenes de compras, microondas, aires acondicionados, de todo. Hicimos una rifa son 3680 números, los vendemos a $500 cada uno, cada compañero tiene 15 números y lo que saca $7.500 le queda para él. Estamos por hacer el segundo bono, estamos agradecidos a todos”.

El lunes los trabajadores de Garbarino hicieron una manifestación en la puerta de la aseguradora Prof donde Rosales tiene sus oficinas con quincho incluido en el séptimo piso. De ahí marcharon a la Casa Rosada, luego al sindicato de Comercio, hasta terminar cortando la avenida 9 de Julio. Este fin de semana, siguen las protestas en Tierra del Fuego. El anuncio de Newsan los ilusiona, pero si nadie paga lo adeudado se complica.

Garbarino negocia con interesados

Cuando BAE Negocios le consulta al vocero de Garbarino si evalúan presentar la convocatoria de acreedores, sólo responde: “No puedo confirmarlo, ni negarlo”. Insisten que si el Gobierno de la Ciudad les devuelve los saldos a favor de Ingresos Brutos podrán saldar los sueldos. Desde la Ciudad, insisten en que están verificando la cancelación de las deudas y que recién ahí podrán devolver una suma que ronda los $440 millones.

Garbarino estrena estrategia. Su vocero señaló: “Teníamos cuatro interesados, con dos firmamos NDA un preacuerdo de confidencialidad para la negociación. Buscamos sumar inversores con capital o know how. Otro eje es la regularización de los sueldos cuando la Ciudad nos liquide lo que nos debe. Además, Garbarino busca constituir un fideicomiso financiero a través de un banco para poder obtener mercadería. El fideicomitente es internacional y será administrado por un tercero. Queremos recuperar el flujo de caja y que vuelva a trabajar la familia Garbarino. Estamos en un momento de búsqueda de soluciones, nuevos socios y financiamiento con otra envergadura de compañía”.

El Gobierno de Tierra del Fuego es uno de los más interesados en resolver el conflicto de las plantas. Sonia Castiglione, ministra de Industria fueguina, estuvo reunida con Carlos Rosales y Luis Galli de Newsan hace pocos días. Contó que: “Desde la provincia estuvimos mediando entre Newsan y Garbarino por un contrato de fason. Además estamos por darle el segundo subsidio a casi 300 trabajadores que hace tres meses no cobran el sueldo. Seguramente será de $65.000, gracias al programa Progreso que otorga créditos y subsidios en la pandemia. Queremos que el tejido social no se venga abajo, por eso ayudamos a las empresas. A Garbarino le presentamos dos interesados argentinos, nos dijeron que con uno firmaron un acuerdo de confidencialidad y el otro lo descartaron. A veces los interesados quieren la cadena comercial y no las unidades productivas y a la inversa, no siempre es fácil dividir las dos sociedades. Esperemos que se resuelva pronto, los trabajadores están pasando muchas necesidades”.

El vocero de Garbarino no quiere dar pistas de los interesados, pero insiste en que una es una empresa de ecommerce internacional. Hace pocos días, en las oficinas de Rosales estuvo reunido Miguel Calvete, un hombre de Cambiemos que fue concejal en La Matanza, ex vocero de la Cámara de supermercados chinos, luego distanciado del sector y actual presidente de Indecom -Instituto de Estudio de Consumo Masivo. Una década atrás, adquirió a través de la sociedad Iurelawo los 166 locales de la cadena de supermercados Eki, a los pocos días pidió el concurso preventivo y un año después fue vendida a Carrefour. Calvete aseguró que él no es el interesado en forma directa. Confirmó que está trabajando con un grupo internacional. En algún momento se rumoreó que estaba vinculado a Facebook, desde las oficinas de Argentina negaron cualquier tipo de interés por Garbarino.

Pese a todos los esfuerzos, el fantasma de la convocatoria de acreedores y la presentación posterior del Procedimiento Preventivo de Crisis siguen rondando a Garbarino.  Salvo, que puedan seducir a algún interesado.

Fuente. Graciela Moreno para BAENegocios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *