La vicepresidenta dejó un rosario sobre el féretro

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner asistió este jueves al velatorio de Diego Maradona en la Casa de Gobierno, donde expresó sus condolencias a los familiares y le brindó el último adiós al futbolista, que falleció este miércoles a los 60 años.

La vicepresidenta descendió de un vehículo oficial acompañada por la senadora mendocina Anabel Fernández Sagasti, referente de La Cámpora y quien será la próxima presidenta del PJ de esa provincia.

En el momento en que llegó a la Casa de Gobierno, el presidente Alberto Fernández ya se encontraba allí con una reducida comitiva.
Fernández de Kirchner fue recibida por el ministro del Interior, Eduardo “Wado” De Pedro, y el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y de inmediato se dirigió al hall donde se dispuso la capilla ardiente.

Acompañada por el Presidente, Fernández de Kirchner saludó y conversó con Claudia Villafañe, la exesposa de Maradona, y con Dalma, Gianinna y Jana, las hijas del futbolista.

A solas en la capilla ardiente, Cristina Fernández colocó un rosario sobre las camisetas que reposaban en el féretro de Maradona y se quedó por unos minutos con sus manos apoyadas sobre el cajón.

Las prendas de indumentaria deportiva que fueron tirando los hinchas y que se amontonaron en el piso apenas rozaron los pies de la vicepresidenta cuando abandonó la capilla ardiente, no sin antes dar unas palmadas al féretro.

Fuente. Télam

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *