Casi el 40% tiene problemas para pagar el alquiler

Según la última encuesta de la Federación de Inquilinos Nacional (FIN), realizada entre el 2 y el 5 de noviembre en todo el país, el 38,4 por ciento de las personas que alquilan, lo que equivale a 1.344.000 hogares, no podrán pagar, o pagarán parcialmente, el alquiler en noviembre. De este universo que no puede pagar, el 58,5 por ciento acumula deudas de 2 meses o más. Lo que significa que 786.240 hogares estarán en condiciones de ser desalojados cuando finalice el decreto que suspendió los desalojos, y congeló y prorrogó los contratos. Además, de acuerdo al sondeo, aumentó en 3,1 puntos respecto de octubre el porcentaje de los ingresos totales de los hogares que se destina para pagar el alquiler: pasó del 48,6 al 51,7 por ciento.

La encuesta de la Federación, que sondea la situación de los inquilinos en todo el país, mostró un nuevo deterioro en los indicadores relevados. Mientras en octubre el 70 por ciento indicaba que podía pagar la totalidad del alquiler, este mes sólo el 61,6 por ciento indicó que estaba en condiciones de hacerlo. Al mismo tiempo, el 22,7 por ciento sostuvo que podía hacer un pago parcial, y el 15,8 que no iba a poder pagar.

En el desglose de la deuda acumulada por quienes no pueden afrontar el pago total o parcial del alquiler, el sondeo muestra que el 41,5 por ciento debe un mes, el 20, 2 por ciento debe 2 meses, y el 19 por ciento, cinco meses o más.

En cuanto a las expensas, el 30,1 por ciento de los encuestados que respondieron a este ítem dijeron que no las pudieron pagar, y un 12,9 por ciento que sólo pudo hacer un pago parcial.

Gervasio Muñoz, presidente de la FIN y referente de Inquilinos Agrupados, dijo a Página/12 que “casi el 40 por ciento de los inquilinos no va a poder pagar, y esto tiene que ver con dos cuestiones: que el 60 por ciento manifestó haber sufrido aumentos en el precio del alquiler, a pesar del decreto vigente, y que ese aumento se refleja en el porcentaje que ocupa el alquiler en los ingresos totales del hogar”.

“Desde abril venimos planteando que la gente se está endeudando, que hay aumento del precio de los alquileres porque no hay un control del cumplimiento del decreto y la ley. Es una situación que se profundiza mes a mes y que en febrero, cuando se termine el decreto, va a haber una ola de desalojos”, advirtió Muñoz, quien remarcó que la “unica solución es extender el decreto, que haya un control real del cumplimiento y un plan de desendeudamiento para este sector”.

Más datos duros

Otro ítem de la encuesta que muestra la situación crítica que atraviesa el sector de los inquilinos es en el que tuvieron que responder a qué estrategias recurrieron aquellos que sufrieron una baja en sus ingresos: el 27,5 ajustó gastos, el 23,6 se está endeudando, el 16, 2 por ciento recibe ayuda de familiares, el 17,6 por ciento recurrió a a todas las anteriores, mientras otro grupo dijo que está vendiendo sus cosas para afrontar gastos.

Según detalló Muñoz, la “violencia también se profundizó mucho en estos meses de cuarentena. Más del 50 por ciento de los encuestados ha sufrido algún tipo de violencia por parte de los propietarios y las inmobiliarias”. En este sentido, sostuvo que hay que tener en cuenta que el 70 por ciento de quienes respondieron a la encuesta son mujeres.

De acuerdo a las respuestas consignadas en la encuesta: el 15 por ciento sufrió hostigamiento, el 7,5 amenazas de desalojo, el 12,3 por ciento amenaza de no renovación de contrato, y en menor medida, violencia verbal, violencia física discriminación y desalojo.

“Hay una relación directa, ya que la encuesta muestra que son las mujeres las que administran el hogar y que la violencia y el abuso se da sobre todo en las que son madres solteras”, dijo el referente de los inquilinos, quien para respaldar su argumentación recordó que “cuando se hizo el censo en la toma de Guernica la mayoría eran jefas de hogar, madres solteras, de los 1800, 1500 respondieron que no habían podido seguir pagando el alquiler y que fueron desalojadas”.

“La realidad es que hay nueve millones de inquilinos en la Argentina con serios problemas económicos, con endeudamiento e imposibilidad de pagar el alquiler, y que a ese sector hay que mirarlo y ayudarlo, aunque esto pareciera no verlo y no atenderlo el Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat, que no tiene una política dirigida a los inquilinos. De lo único que hablan es de construcción, Procrear y sorteo”.

Fuente. Pagina12

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *