CIUDAD

Tras endeudar la Provincia, Vidal toma de rehenes a las y los bonaerenses

La exgobernadora María Eugenia Vidal incrementó astronómicamente la deuda de la Provincia de Buenos Aires. Ahora, fuera del gobierno y sin responsabilidades institucionales, boicotea el gobierno de Axel Kicillof, tras haber dejado una creciente deuda social y un sin número de obras paralizadas por falta de pago a proveedores.

Tras endeudar la Provincia, Vidal toma de rehenes a las y los bonaerenses

Una vez más Juntos por el Cambio logró paralizar la actividad de la Legislatura Bonaerense. En esta ocasión, la principal fuerza opositora logró trabar la discusión por el proyecto de endeudamiento por 500 millones de dólares y 28 mil millones de pesos presentado por el gobernador Axel Kicillof.

Cabe recordar que la sesión de este jueves en la Cámara de Diputados provincial se cayó luego de que la exgobernadora María Eugenia Vidal convocara a una reunión de la mesa provincial de Cambiemos, para unificar posturas y lograr obstaculizar un proyecto que desde la Gobernación entienden que es fundamental para asegurar gobernabilidad y comenzar a saldar la deuda social con las y los bonaerenses.

Pasado reciente: toma desenfrenada de deuda

La reticencia de las y los legisladores de Juntos por el Cambio sin duda desentona con los cuatro años de borrachera ideológica, toma de deuda desenfrenada y el “después vemos” con el que se condujo Mauricio Macri, pero también María Eugenia Vidal.

Cabe destacar que durante la gestión Vidal, la Provincia de Buenos Aires se endeudó a niveles impensados. Así, la deuda en moneda local que contrajo la Provincia superó incluso la totalidad de la deuda que tomaron países como Chile o República Dominicana.

El crecimiento de la deuda pública bonaerense fue una constante del gobierno de Vidal, así como su dolarización. Según un estudio de Analogías ““en 2015 el endeudamiento público representaba el 6% del Producto Bruto Geográfico (PBG) y estaba nominado en un 58% en moneda extranjera (5.419 millones de dólares) y un 42% en pesos (equivalentes a 3.943 millones de dólares), totalizando unos 9.362 millones de dólares”

Esta situación, sumada a la constante devaluación del peso argentino (que pasó de unos $9 en al asumir Macri a poco más de 60$ al fin de su mandato) redundó en que el endeudamiento estrangule las cuentas de la Provincia.

Pobreza y obras paralizadas, la herencia de Vidal

Sin embargo, el altísimo nivel de endeudamiento no redundó en una mejor calidad de vida para las y los bonaerenses. Al segundo semestre de 2019, el 38,9% de las y los habitantes de la Provincia de Buenos Aires se encontraban sumergidos debajo de la línea de pobreza, sumando 2 millones de nuevos pobres en sólo 2 años.

Tampoco el endeudamiento se tradujo en obras. Efectivamente, durante la gestión Vidal abundaron las promesas de obras que nunca se cumplieron,  el favoritismo en los intendentes oficialistas a la hora de repartir fondos obras e incluso fue denunciada por corrupción en la obra pública por Eduardo De Lázzari, presidente de la Suprema Corte Bonaerense.

En Bahía Blanca y la región del sudoeste bonaerense la situación no fue muy diferente. Un ejemplo es la obra de la autopista Bahía-Tornquist que debía estar terminada para febrero de este año, pero sólo fue ejecutada al 18%, en tanto la exgobernadora dejó una deuda 131 millones de pesos.

Sin embargo, el caso más notable e indignante fue la inaguración trucha de la planta depuradora Primera Cuenca el 20 de septiembre de 2019, a poco más de una mes de las elecciones generales. En esa ocasión, junto al intendente bahiense Héctor Gay, Vidal celebró la “inaguración” como una muestra del “Sí, se puede”.

Ambas obras, la de la autopista Bahía-Tornquist como la de Primera Cuenca fueron reactivadas recién luego de la asuncion de Axel Kicillof, y son 90 las obras que Vidal dejó en la nada y el actual gobierno completó. Se estima que el próximo mes, el número ascenderá a 125.

El agravamiento de la situación por la pandemia de COVID-19

Si la situación en la Provincia de Buenos Aires era crítica, la llegada de la pandemia del coronavirus agravó la crisis social y económica en la que el territorio bonaerense quedó sumida tras la gestión Vidal. Sólo en mayo la recaudación de la Provincia de Buenos Aires se retrajo un 23% en términos reales respecto al mismo mes de 2019.

Como es de público conocimiento, la crisis económica agravada por el COVID-19 hace mella en los recursos nacionales y provinciales. La caída de la actividad económica impacta en los recursos corrientes. Cabe destacar que la recaudación por Ingresos Brutos representa el 36% de los ingresos provinciales, al tiempo que la Coparticipación Federal representa otro 32%.

Del mismo modo, el impacto de la pandemia se hizo sentir en las arcas de los 135 municipios bonaerenses. Esta situación hizo necesaria asistencia financiera extraordinaria por parte del estado provincial, de modo que los municipios puedan afrontar gastos corrientes.

La provincia presente en la inversión en Salud

En este contexto, se puede apreciar un enorme esfuerzo fiscal por parte de la provincia a través del Ministerio de Salud, que alcanza unos $7.956 millones que permitieron dinamizar la inversión en equipamiento de protección personal, insumos médicos y personal de apoyo.

A su vez, el Ministerio de Desarrollo de la Comunidad también realiza un importante esfuerzo para ayudar a las familias más golpeadas por la situación. Solamente el rediseño del Programa de Servicio Alimentario Escolar supuso una inversión extra de $3.414 millones, que permitió mejorar la cobertura nutricional.

También se ha asistido financieramente a los 135 municipios bonaerenses por un importe total de $8.710 millones. Además, se creó el Fondo Especial de Emergencia Sanitaria para la Contención Fiscal Municipal por $8.000 millones y ampliable a $12.000 millones, para enfrentar las contingencias sanitarias.

Los fundamentos del endeudamiento pedido por la Gobernación

Desde la Gobernación bonaerense apuntan que el endeudamiento tiene como objetivo cubrir las necesidades presupuestarias del gobierno provincial y de los distritos, a raíz de la caída en la recaudación arriba mencionada.

En ese contexto, un sector de la oposición que sigue respondiendo a la ex gobernadora María Eugenia Vidal, se desentiende de la situación aprovechando la carencia de responsabilidades institucionales.

En ese sentido, la votación y aprobación del endeudamiento es visto por el vidalismo como una ocasion para seguir negociando cargos, a pesar de que esta actitud obstruccionista también perjudica a los intendentes que fueron electos colgados de la boleta de Macri y Vidal.

En un momento en que la situación económica de la Provincia es muy delicada, diputados y senadores de Cambiemos toman de rehenes a las y los bonaerenses para asegurarse un rédito personal, pensando más en las elecciones del año entrante que en el bienestar de las y los habitantes.

Durante su exposición en la Legislatura Bonaerense, el ministro de Hacienda y Finanzas de la Provincia, Pablo López, precisó que el financiamiento pedido desde la gobernación permitirá invertir en obras de infraestructura que permitirán revertir déficits estructurales de la Provincia y al mismo tiempo, hacer frente a la inversión creciente en salud, bienestar social y asistencia a municipios, en el contexto de la pandemia.

Además, la aprobación del proyecto de ley permitirá que el gobierno provincial cancele la abultada deuda con proveedores de salud, seguridad e infraestructura legada por María Eugenia Vidal y que se calcula en unos 50 mil millones de pesos.

En ese contexto, tanto la ex gobernadora como las y los legisladores que aún le responden, deberán responder a las y los bonaerenses si efectivamente será una oposición racional y constructiva (algo que fue prometido por la misma Vidal tras fracasar en su intento de ser reelecta), o si acaso se dedicarán a la política con “p” minúscula, poniendo palos en la rueda y utilizando las responsabilidades institucionales como poco más que un trampolín político.

Fuente: Juan Ignacio Guarino.  Lic. en Filosofía- UNS. Director del portal El Ágora Digital

Foto: gba.gob.ar

Sin comentarios en “Tras endeudar la Provincia, Vidal toma de rehenes a las y los bonaerenses”

Deja tu comentario