NACIONALES

Naftas: presión de Shell y Esso con precios mayoristas

La Cámara que aglutina a los expendedores denunció que estas firmas aumentaron los combustibles hasta el 18% para que naufraguen los topes a los valores de Comercio Interior.

Naftas: presión de Shell y Esso con precios mayoristas

Las estaciones de servicio de Capital y el Gran Buenos Aires empezaron a sufrir en las últimas dos semanas inconvenientes que, indirectamente, podrían generar problemas en el marco de la prolongación de los precios topes que lanzó el gobierno la semana pasada. La Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos (Cecha), alertó a la Secretaría de Comercio Interior que las grandes petroleras, sobre todo Shell y Esso, subieron entre el 13 y el 18% los precios de los combustibles que entregan a las estaciones, poniendo presión a los valores al consumidor y dejando al último eslabón de la cadena muy cerca de violar el acuerdo de precios máximos que rige hasta el 25 de noviembre.
“Queremos evitar que esto se produzca, por eso hemos hablado con Comercio y quedamos en trabajar con las petroleras para normalizar el tema”, explicó a Tiempo Argentino Raúl Castellano, titular de Cecha, y agregó: “Vemos en estas dos o tres últimas semanas una presión en el precio mayorista que puede afectar al consumidor”.
El viernes pasado, Castellano dialogó telefónicamente con el secretario de Comercio, Guillermo Moreno, y lo puso en autos: detalló que Shell y Esso, que manejan entre ambas más del 30% del mercado, empezaron a subir los precios que cobran a estaciones por el producto, sobre todo de los combustibles Premium. Y como las bocas de expendio atraviesan hace algunos años una crisis de rentabilidad que ha llevado al cierre de muchos comercios, no están en condiciones de absorber una suba mayorista para cumplir con el congelamiento.
El funcionario se comprometió a darles una solución, con el objetivo de que el congelamiento de precios no se vea afectado por factores de lobby propio de algunas empresas.
Es que, desde Cecha, sospechan que hay interés de las firmas productoras por no perder en la carrera de precios, factor que además sirve como lobby para descongelar los valores minoristas. “Lo preocupante es que las que aumentaron son las que, a la vez, están al tope de los aumentos minoristas que puso el gobierno”, explicó Castellano en relación a Shell y Esso. En la misma línea, expresó que “por el momento, no hemos visto cambios en los precios que comercializa YPF”, quien  ostenta más de la mitad del mercado, pero tiene un método de venta mayorista diferente. YPF vende en consignación a las estaciones, que reciben, sub-venden y cobran comisiones por la venta.
El resto de los competidores comercializan en forma directa. Para Castellano, “la idea era que las petroleras respetaran el acuerdo de precios, no que buscaran un resquicio para evadirlo”.
Pero sucede que el congelamiento alcanza sólo a los precios minoristas, y no hace referencia alguna al precio del productor al estacionero. El miércoles último, el gobierno prorrogó por 45 días los topes a los precios de los combustibles. La medida, que se había adoptado seis meses atrás mediante la Resolución 35 de la Secretaría de Comercio Interior, establece que el valor máximo a aplicar “será el que resulte igual al más elevado del día 9 de abril del corriente año”. La disposición fue extendida hasta el 25 de noviembre.

Fuente: Tiempo Argentino/Foto: sintinta.com.ar

Sin comentarios en “Naftas: presión de Shell y Esso con precios mayoristas”

Deja tu comentario