POLITICA

Los más beneficiados por los cambios en Ganancias son gremios opositores

Petroleros y camioneros, junto con trabajadores de sindicatos pequeños con ingresos medios altos, fueron los que capitalizaron la eliminación del impuesto para quienes ganan hasta $ 15 mil y la suba del mínimo no imponible.

Los más beneficiados por los cambios en Ganancias son gremios opositores

A menos de dos meses de los comicios de octubre, las modificaciones en el Impuesto a las Ganancias agitaron el escenario sindical y, aunque la medida fue valorada en forma positiva por prácticamente la totalidad de la dirigencia, también hubo críticas y reclamos por parte de los gremios, siempre de acuerdo al posicionamiento político frente al oficialismo. Sin embargo, el análisis del impacto de los cambios en el mínimo no imponible –que pasó de $ 8360 para solteros y $ 11.563 para los casados con dos hijos, a $ 15 mil– ubica justamente entre los sindicatos más beneficiados a algunos de los más enconados opositores al gobierno.

Tal vez el caso más emblemático es el del Sindicato de Camioneros que lidera Hugo Moyano, uno de los más fuertes, con cerca de 160 mil afiliados en todo el país. De acuerdo a la información suministrada en la página web del sindicato, el convenio colectivo 40/89 de los camioneros establece una escala salarial con sueldos básicos que se ubican en torno de los $ 5500, como es el caso del chofer de camión blindado ($ 5044), el personal que maneja grúas de más de 35 toneladas ($ 5682) o el operador del clearing y correo privado ($4.992). Entre el segmento más calificado, entre los que se encuentra el personal que maneja grúas móviles de hasta 300 toneladas, los básicos alcanzan los $ 8552.
En todos los casos se trata de salarios básicos, es decir, luego se le deben adicionar conceptos tales como bonificaciones, horas extras u otras variables derivadas del propio contrato de trabajo, lo que termina conformando un sueldo bastante mayor. En promedio, el ingreso de bolsillo inicial antes de las paritarias rondaba los $ 11 mil. A comienzos de julio, Moyano acordó una mejora salarial del 26% en tres tramos, el último en marzo de 2014. Así las cosas, una gran parte de los afiliados al gremio quedaba alcanzado por el tributo. Dentro de este conjunto, además, un vasto sector también se vio beneficiado por la reducción del 20% en el gravamen para aquellos con ingresos ubicados en la franja que va de $ 15.001 a $ 25 mil. “Era necesidad imperiosa del gobierno dar ese aumento a las asignaciones familiares y al mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias, más teniendo en cuenta que nuestros trabajadores tienen sueldos altos y éramos uno de los gremios más afectados”, concluyó ayer Pablo Moyano, hijo de Hugo y secretario adjunto de Camioneros.
Otro de los gremios que se vio beneficiado fue el de los petroleros privados de Río Negro, Neuquén y La Pampa que comanda Guillermo Pereyra, ex director de YPF y actualmente segundo en el espacio sindical de Hugo Moyano. En agosto del año pasado, el gremio –que representa a unos 20 mil trabajadores– firmó una paritaria extendida a 18 meses (vence en diciembre) con una mejora salarial del 25% escalonada en tres tramos. El acuerdo había sido  motorizado en julio de 2012 por el presidente de YPF Miguel Galuccio con la Federación SUPEH que lidera Antonio Cassia, e incluía además un pago por única vez de $ 12 mil dividido en cuatro cuotas. El sueldo mínimo promedio se ubicó así en torno de los $ 17.500, por lo que la reducción del 20% en la escala de ingresos de 15.001 a 25 mil impactó positivamente. Alejado del moyanismo, el gremio de trabajadores bancarios que conduce el independiente Sergio Palazzo –reelecto meses atrás para un nuevo período– fue históricamente uno de los más afectados por el Impuesto a las Ganancias, reclamo que mantuvo aun en las épocas en que la organización se encolumnaba detrás del kirchnerismo. El acuerdo paritario firmado con los bancos el 15 de mayo pasado estableció una mejora del 24%, que llevó el haber inicial a $ 8953, además de 3500 pesos por el Día del Bancario. Más allá de la posibilidad de aplicar deducciones, lo cierto es que sin las modificaciones efectuadas, el 100% de los trabajadores quedaba alcanzado por el tributo. Según datos del Ministerio de Trabajo, el gremio representa a unos 92 mil empleados bancarios en todo el país.
Otro gremio de peso es el de los empleados municipales de la Ciudad de Buenos Aires agrupados en el Sutecba que lidera Amadeo Genta, también integrante del espacio de Hugo Moyano. De acuerdo a la grilla salarial 2012 que se encuentra en la página web del gremio, el básico inicial para la categoría “profesionales” se ubica en un rango que va de $ 5700 a $ 10.246, mientras que entre los “técnicos” la escala va de $ 5222 a $ 8093. El 8 de mayo pasado, el gremio alcanzó un acuerdo con el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires para el período enero-agosto, que estableció una mejora de 1600 pesos dividido en tres cuotas, razón por la cual una porción sustancial de los municipales se vio incluida en el Impuesto a las Ganancias. De acuerdo con datos oficiales, los municipales suman casi 100 mil trabajadores. El gremio comenzará en los próximos días a negociar la pauta de incremento salarial para los cuatro meses que restan.
En tanto, la  Unión de Recibidores de Granos (URGARA) logró días atrás una recomposición del 26% retroactiva al 1 de julio con las Cámaras de Puertos Privados, por lo que el piso salarial del básico quedó en $ 8072  para los auxiliares, y en $ 11.642 para los peritos de la máxima categoría, segmento este último que quedó marginado del Impuesto a las Ganancias. La mejora salarial alcanza a miles de trabajadores que se desempeñan en los 23 puertos a lo largo del país.
Un caso especial se da entre los trabajadores judiciales a nivel nacional, gremio que conduce Julio Piumato, ex candidato a legislador por “El Buen Peronismo” (no logró el piso mínimo de votos para participar en octubre) y ladero de Hugo Moyano. El salario básico de un ingresante se ubica cerca de los 6000 pesos, mientras que más arriba en la escala, un prosecretario administrativo tiene ingresos por hasta 25 mil pesos. Sin embargo, los trabajadores judiciales de la Nación están exentos de pago de Ganancias, beneficio que cambia con sólo cruzar la Avenida General Paz, en tanto los empleados judiciales de la provincia sí son alcanzados por el tributo. «
Exentos
Judiciales
Los trabajadores judiciales de la Nación no pagan Ganancias. Si lo hacen los judiciales bonaerenses.
Mesa Chica
Reunión de CGT
La Mesa Chica de la Confederación General del Trabajo que comanda el metalúrgico Antonio Caló se reunirá hoy para analizar los anuncios vinculados al Impuesto a las Ganancias que formuló la semana pasada la presidenta Cristina Fernández.
Fuente: Tiempo Argentino
Sin comentarios en “Los más beneficiados por los cambios en Ganancias son gremios opositores”

Deja tu comentario