CULTURA

La UBA es la mejor universidad de América Latina

La Universidad de Buenos Aires aparece en el puesto 73 en una lista que incluye a mil casas de estudio del mundo. En la región, la siguen la UNAM de México, la de San Pablo y la Católica de Chile.

La UBA es la mejor universidad de América Latina

La Universidad de Buenos Aires (UBA) es de nuevo considerada como la mejor de Latinoamérica y alcanza un nuevo récord de posicionamiento en la última edición de un ranking que incluye a 1000 casas de estudio del mundo.

Según el QS World University Rankings 2019, la UBA subió del puesto 75 al 73 y es el sexto año consecutivo que mejora su posición, en tanto que a nivel global, el Massachusetts Institute of Technology (MIT) sigue siendo el líder con el récord de serlo durante siete años consecutivos.

Unas 93 universidades latinoamericanas aparecen entre las mejores 1000 del mundo y la UBA retiene su puesto como la mejor de la región, seguida por laUniversidad Nacional Autónoma de México (113), la Universidad de San Pablo (118) y la Pontificia Universidad Católica de Chile (132), entre otras.

Además, en el ranking aparecen otras 14 universidades argentinas, de las cuales 3 subieron de posición, 5 bajaron y 6 mantienen su lugar, en tanto que la Universidad Nacional del Litoral debuta en la lista al ubicarse en la franja que va de los puestos 801 al 1000.

“Las universidades argentinas dentro del ranking aumentaron el número de investigaciones publicadas en los últimos cinco años y creció la cantidad de citas derivadas de esas investigaciones de 90 mil a 97.500″, señaló Ben Sowter,director de investigación de QS.

“Esto es indicativo de que las universidades argentinas están mejorando, pero aún no lo hace el número de citas por investigación o por profesor. Esto sugiere que el aumento en la cantidad de investigaciones no está influyendo en la suba de su calidad. Para mejorar el impacto de las citas, las universidades argentinas deberían realizar más acuerdos de investigación internacionales que a su vez les permita publicar en inglés, así como esquemas atractivos que animen a los profesores internacionales a trabajar en la Argentina”, consideró Sowter.

“El sistema de educación superior argentina sigue siendo muy inestable. La brecha entre la UBA y la segunda mejor universidad argentina aumentó cada año. Mientras que la continuada excelencia de la UBA es admirable, un país requiere un sistema de educación superior saludable para poder desarrollarse económica, cultural y socialmente”, concluyó el investigador.

¿Qué otros cambios hubo en el ranking?

-La Universidad de Oxford (5) le arrebató la supremacía entre las británicas a la de Cambridge, que quedó en el sexto puesto.

-La mejor universidad de Europa Continental sigue siendo ETH Zurich, que alcanzó su puesto más alto hasta ahora (7).

-Singapur es de nuevo el país que tiene las dos mejores universidades de Asia. La Universidad Nacional de Singapur vuelve a conquistar la supremacía que perdió el año pasado, ascendiendo al puesto 11, mientras que la Universidad Tecnológica de Nanyang aparece en el puesto 12. La Universidad de Tsinghua es la primera de China dentro del Top 20.

-La segunda mejor universidad de Latinoamérica ya no es la Universidad de San Pablo (118), que fue superada por la Universidad Nacional Autónoma de México (113).

-Australia perdió a su única casa de estudio en el Top 20, con el descenso de la Universidad Nacional Australiana del puesto 20 al 24.

En las privadas los indicadores también son desalentadores. Del total de 124.675 de egresados en 2016, el 44% pertenece a las Ciencias Sociales. En cambio, en las Ciencias Básicas y Aplicadas, claves para el desarrollo productivo, se recibieron 30.156. La gran mayoría de ellos pertenecen a las estatales.

Por su parte, hay poca participación en las carreras científicas y tecnológicas en las privadas. En las estatales hay 72 graduados en Ciencias Básicas y Aplicadas por cada 100 graduados en Ciencias Sociales, mientras que esa proporción se reduce a apenas 28,5 graduados en las privadas.
Con nueve páginas publicadas en el Boletín Oficial, el Gobierno argumentó el rechazo al Proyecto de Ley con el que el Senado y Diputados declararon la Emergencia Tarifaria.

El decreto 499/2018 lleva la firma del presidente Mauricio Macri y nombra al jefe de Gabinete Marcos Peña y al ministro de Energía y Minería Juan José Aranguren.

En la extensa justificación, Macri hasta cita a Cristina Fernández de Kirchner en uno de los párrafos. “La ex Presidente (sic) Cristina Fernández de Kirchner, mediante el dictado del Decreto N° 1482/2010, ha ejercido la potestad constitucional de observar proyectos de ley, fundada en que ‘la aplicación de las condiciones establecidas en el proyecto bajo análisis se consideran inviables desde el punto de vista económico financiero, no siendo factible su implementación y sustentabilidad en el tiempo’”, dice la publicación que recuerda cuando la antecesora del mandatario vetó el 82% móvil. El Gobierno calcula que el costo fiscal de retrotraer los aumentos de tarifas a noviembre de 2017 ($ 65.886.000.000) “equivale a, por ejemplo, 77.000 viviendas sociales, más de dos años del Programa de Asignación Universal por Hijo -que hoy cubre a casi cuatro millones de beneficiarios-, 2.875 escuelas, 575 hospitales, o todo el gasto nacional en universidades”. Además, argumentan que “la sanción de la norma implica un límite a la discrecionalidad del Poder Legislativo, que debe actuar con sensatez institucional, de forma responsable, cuidando de no emitir disposiciones cuya aplicación sea inconveniente para las cuentas públicas, o que contradigan la proyección de ingresos y distribución de gastos prevista en el Presupuesto Nacional, redundando finalmente en un perjuicio para la sociedad en su conjunto”, deslizando que la misiva es anticonstitucional. Incluso, Macri involucra a gobernadores -algunos opositores- que “se han expresado públicamente en contra del Proyecto de Ley”, enumerando que pertenecen a las provincias de Buenos Aires (Cambiemos), Chaco (Peronismo), Córdoba (Peronismo), Corrientes (Cambiemos), Entre Ríos (Cambiemos), Jujuy (Cambiemos), Mendoza (Peronismo), Misiones (Peronismo), Neuquén (MPN), Rio Negro (Peronismo), Salta (Peronismo), Santa Fe (Socialismo) y el Jefe de Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (Cambiemos) quienes se oponían. Además, Macri recordó que hay jurisprudencia redactada por la propia Corte Suprema de Justicia “la facultad de establecer tarifas y cuadros tarifarios resulta una competencia exclusiva del poder administrador”.

Fuente: Minutouno

 
Sin comentarios en “La UBA es la mejor universidad de América Latina”

Deja tu comentario