POLITICA

Ganancias: “Se pueden estudiar” cambios, pero hay que “analizar el impacto”

El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, aseguró hoy que “cualquier iniciativa se puede estudiar con mucha precisión”, consultado sobre la posibilidad de subir el mínimo no imponible del impuesto a las Ganancias, al exponer ante la Cámara de Diputados.

Ganancias: “Se pueden estudiar” cambios, pero hay que “analizar el impacto”

En su primer presentación ante la Cámara baja el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, dijo que existe la posibilidad de “estudiar” una propuesta de modificación del mínimo no imponible del impuesto a las Ganancias, como reclamaron sectores de la oposición.

“Quiero transmitir un mensaje de la Presidenta, que cualquier iniciativa se puede estudiar con mucha precisión”, resaltó el funcionario, aunque no aclaró si era intención del Gobierno abordar un proyecto de esas características.

Al respecto, el titular del gabinete de ministros afirmó que al hablar de este tipo de medidas se debe“analizar el impacto” eventual de la misma en los ingresos del Estado.

“Este es un mensaje para trabajar en forma conjunta a los efectos de ver las deducciones”, resaltó Capitanich, ante los pedidos de la oposición de bajar el mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias.

El funcionario se expresó de esta forma al dar su informe sobre la gestión del Gobierno en una sesión informativa en la que respondió preguntas de la oposición en la Cámara de Diputados y la que se extendió por más de 8 horas.

Capitanich se refirió a distintos temas de la marcha económica del país y reiteró que las políticas de la Casa Rosada apuntan a dinamizar el mercado interno a través del consumo y la inversión pública, de cara a lograr una “distribución más equitativa del ingreso”.

“En los últimos 10 años tuvimos incrementos en sembrado, en el arrendamiento de tierras y en toda la cadena productiva agropecuaria”, destacó.

A la vez, habló de una serie de “desafíos” que tiene por delante el Gobierno y, entre ellos, mencionó el “autoabastecimiento energético”, algo que le dio pie para remarcar el rol de la empresa YPF.

Otro de los pendientes del Estado -según dijo- es la “industrialización acelerada para sustituir importaciones” y la generación de “condiciones para la expansión del volumen de exportaciones”.

Al respecto, sostuvo que en junio se llegaría a un acuerdo con Brasil en lo que hace a la industria automotriz para “fortalecer la cadena de valor con el desarrollo de la industria de autopartes, que permita expandir el volumen de creación de empleo y sustituir importaciones”.

En otro orden, el jefe de gabinete resaltó la “reducción abrupta de la deuda externa” desde la reestructuración de 2005 y sostuvo que el país está “regularizando” los compromisos con el Club de París.

El ministro coordinador planteó que el objetivo de la Casa Rosada es “no hacer caer el costo de la deuda pública sobre el pueblo argentino”.

Si bien oficialmente se calculaba una exposición no menor a las doce horas, el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, estuvo este jueves por ocho horas en la Cámara baja, en una sesión casi sin polémica y en la que sectores de la oposición estuvieron poco rato en el recinto.

Al contrario de lo que se preveía, la participación de Capitanich no superó las diez horas que había durado su visita el mes pasado al Senado, ya que el funcionario utilizó menos tiempo del que tenía para responder y los diputados respetaron estrictamente el cronograma asignado a cada bloque.

El único momento en que hubo cruces entre el ministro y la oposición fue tras la pregunta sobre el estado de la seguridad en el país del bloque del Frente Renovador encabezado por Darío Giustozzi.

Cuando el jefe de Gabinete contestó la consulta y sostuvo que no se trataba de “una cuestión estrictamente de las fuerzas de seguridad” o de la “la distribución y la equidad”, representantes del FR de Sergio Massa, encabezados por la diputada Graciela Camaño, le contestaron con algunos gritos.

“Nosotros tenemos muchas más expectativas para resolver esto que ustedes”, dijo Capitanich a los opositores, mientras continuaban los abucheos.

Sin embargo, tras ese breve episodio no volvieron a registrase cruces y muchos de los legisladores de la oposición se retiraron del recinto para no volver. De esa situación se quejó la diputada del Movimiento Popular Neuquino (MPN), Alicia Comelli, quien subrayó que era “obligación” de los legisladores quedarse “a escuchar al jefe de Gabinete”.

Massa permaneció en su banca durante una hora y media, hasta que Capitanich le terminó de contestar a su bloque y luego se fue.

La diputada Elisa Carrió estuvo unos minutos y también se retiró, dejando las preguntas de su bancada en manos de Pablo Javkin y Fernando Sánchez. En tanto, Hermes Binner y Margarita Stolbizer no estuvieron, el primero por un viaje a Colombia y la líder del GEN por otro a Europa.

Tampoco asistieron el radical Julio Cobos, de gira por Roma, y la encargada de preguntar de Proyecto Sur, Alcira Argumedo, quien este jueves fue sometida a una intervención quirúrgica ocular.

Durante las ocho horas de sesión informativa, Capitanich no pidió descanso, pese a que le fue ofrecido por el titular de la Cámara baja, Julián Domínguez.

Fuente: Ambito Financiero

Sin comentarios en “Ganancias: “Se pueden estudiar” cambios, pero hay que “analizar el impacto””

Deja tu comentario